televisor

El mercado de los proyectores cada vez crece más y más y es que los consumidores buscan practicidad, comodidad y portabilidad en los productos tecnológicos que adquieren. Si bien sabemos que un proyector nunca podría reemplazar una TV, si estamos convencidos que no nos viene mal tener una gran pantalla para ocasiones especiales como por ejemplo por si nos vamos de campamento, si queremos complementar una cita romántica en la playa, si necesitamos proyectar algo en una reunión o simplemente si queremos ver una película proyectada en el techo de nuestras habitaciones.

Probar nuevas tecnologías siempre es entretenido pero siempre surgen preguntas sobre   ¿cómo elegir el proyector adecuado? ¿es este el que necesito? ¿cómo sé si esto es bueno? y muchas preguntas más. Por eso queremos que al momento de elegir un proyector tengas en cuentas éstos 3 puntos.

1. Luminosidad

Para entender este punto, debemos conocer la palabra Ansi Lumen, ésta es a medida utilizada para luminosidad, pueden verlo por Ansi, por Lúmenes, o por Ansilúmenes.

Y es que la luminosidad es un factor muy importante y determinante en la compra y precio de un proyector. Los proyectores con luminosidad suficiente como para tener una imagen clara durante el día, digamos en el jardín; son profesionales y se usan más para empresas que para casa.

Solo necesitas recordar que a menor Ansis, necesitas mayor oscuridad para tener el 100% de la calidad de imagen en 100 pulgadas. Entonces, un proyector de 100 Ansi, como nuestro PV150G, dentro de una casa con luz normal en un día soleado tendrá una buena imagen si se proyecta en 30 pulgadas, pero toda su calidad saldrá a relucir si está oscuro, donde puede alcanzar 100 pulgadas, con una imagen clara y colores vibrantes.

Proyectores-LG1

Un proyector intermedio es el PW800G, con 800 Ansilúmenes, que es perfecto por ejemplo como proyector en una sala de reuniones en una oficina.

Si lo que buscas es poder ver una película con luz en la habitación, entonces necesitas una luminosidad desde los 1000 Ansilúmenes, como nuestro PF1500G, con 1400 Lúmenes, que hace muy cómodo ver películas o presentaciones con luz ambiente.

Entonces, si lo que buscas es una pantalla de hasta unas 40 pulgadas con luminosidad normal o si sabes que puedes controlar la luz cerrando cortinas, o viendo películas en la noche, un proyector con baja luminosidad cumple bien. Si sabes que vas a tener más luz alrededor, mejor considera uno de mayor lúmenes.

2. Durabilidad:

Muchas personas desisten de comprar un proyector por todos los cuidados que necesitan. Eso ocurre con los proyectores con ampolleta de mercurio, que son muy delicadas y cambiarla es muy costoso. Así que al momento de elegir, hay que tener en cuenta si quieres un proyector con ampolleta de mercurio o uno LED (Sin ampolleta de mercurio) .

Los pros y contras van así:

 

proyector-1

 

3. Movilidad

Otro factor importante a tener en cuenta es la movilidad. Sobre todo si el objetivo del proyector es llevarlo a la playa u otro lado o traerlo en el bolso o cartera para dar presentaciones .

Los típicos proyectores DLP son grandes, pesados y aparatosos (por los cables, funda de protección etc) y moverlos mucho es peligroso porque se dañan muy rápido y la reparación cuesta caro. Entonces si tu objetivo es moverlo, tienes que pensar en el tamaño, peso y batería.

 

PH550G_Light-Weight-and-Slim-Design_130717_D

 

Hoy existen proyectores tan pequeños que caben hasta en un bolsillo y eso realmente ayuda a evitar dolores de espalda entre otras cosas, pero además hay proyectores con batería que hace que no necesites los cables para proyectar. Es tanto más cómodo.

También es bueno fijarse si tienen características como que lean documentos de Office directamente desde pendrive, así se ahorran andar con el notebook. Todos los proyectores LG tienen esa característica.

Conoce más de nuestros proyectores aquí –> http://www.lg.com/pe/proyectores 

Nuestros Tags:

imágenes
LG
Proyector
Navegador no soportado

Se han enviado los datos satisfactoriamente

Aceptar